close
InicioBlogsblog de adminUn estudio de la Universidad de Alicante desvela la capacidad inmunológica del Plasma Marino

Un estudio de la Universidad de Alicante desvela la capacidad inmunológica del Plasma Marino

Diciembre 21, 2017 115Veces visto
Una gota de agua, elemento con el que se hace el plasma marino

Ha sido realizado por el equipo del doctor José Miguel Sempere, profesor de la Universidad de Alicante, utilizando el plasma marino que los laboratorios Quinton extraen de uno de los Vortex mundiales

Estos resultados, junto a los experimentos previos realizados sobre los glóbulos rojos, indican un posible efecto protector celular que podría retrasar y prevenir determinados procesos de muerte celular (apoptosis)

Los inmunomoduladores se utilizan principalmente en transplantes, enfermedades infecciosas, enfermedades inflamatorias y autoinmunidades

La solución isotónica Quinton podría sustituir a los medios de cultivo convencionales

 

Un estudio realizado por el equipo del doctor José Miguel Sempere, profesor titular de Inmunología de la Universidad de Alicante, ha confirmado las propiedades inmunomoduladoras del plasma marino. El estudio se ha llevado a cabo a partir de los productos que desarrolla el único laboratorio especializado en terapia marina en España, Quinton. Se ha demostrado el potencial de la solución Quinton Isotonic en cultivos celulares de linfocitos T reguladores –que regulan la activación del sistema inmunológico-. Estos resultados, junto a experimentos previos realizados sobre hematíes, indican un posible efecto protector celular que podría retrasar y prevenir determinados procesos de muerte celular (apoptosis).

El estudio incluyó un test de proliferación celular para analizar el efecto de diferentes fármacos sobre el sistema immune buscando siempre un posible efecto inmunomodulador del fármaco en el estudio. La prueba consiste en sembrar células mononucleares de sangre periférica (linfocitos y monocitos) en placas de cultivo utilizando medios de cultivo convencionales como el RPMI, que contienen aminoácidos, glucosa, iones y otros elementos para nutrir a las células de la forma más óptima posible. Una vez sembradas, las células se estimulan o no con diferentes sustancias estándar. Tras un periodo de estimulación habitual de 3-4 días con estas sustancias, las células estimuladas normales se activan y proliferan en el interior de las placas de cultivo. Por el contrario, las células no estimuladas (células control) permanecerán en estado quiescente, en reposo, sin mostrar proliferación.

El estudio confirmó que las células mononucleares cultivadas in vitro con la solución isotónica Quinton mantienen su morfología y viabilidad a lo largo de los cuatro días de cultivo. Además, la solución isotónica Quinton se comportó como el medio RPMI en cuanto a la agregación, proliferación y/o activación celular se refiere, mostrando la capacidad, por sí misma, de ejercer algún tipo de activación celular, tal y como demuestran la presencia de agregados celulares en el medio sin estimular.

El estudio concluye afirmando la buena tolerancia mostrada por las células mononucleares de la sangre periférica (PBMNc) con la solución isotónica Quinton, así como su posible efecto sobre la activación celular. Así mismo, sugiere que, suplementada en condiciones óptimas, la solución isotónica Quinton podría sustituir a los medios de cultivo convencionales, algo especialmente importante, teniendo en cuenta que el RPMI es uno de los medios de cultivo más utilizados en todo el mundo.

Salud 21

Salud 21

Deje un comentario: