close
InicioBlogsblog de adminLos transtornos digestivos suponen hasta un 50% de las consultas pediátricas

Los transtornos digestivos suponen hasta un 50% de las consultas pediátricas

Noviembre 07, 2017 32Veces visto
Una pediatra con un niño

Estos trastornos representan el 10% de las consultas de atención primaria y hasta el 50% de las consultas de gastroenterología pediátrica

Por su contenido en minerales, Quinton Isotonic es una herramienta terapéutica de gran utilidad en el manejo de los trastornos digestivos. Su riqueza en cloruro contribuye a una digestión normal mediante la producción de ácido clorhídrico en el estómago y resuelve episodios de hipocloremia, un síntoma típico en las gastritis

La modulación del sistema inmunitario es otra de las claves del éxito de la terapia marina en las diversas patologías que afectan a la población pediátrica

Alrededor del 10% de las consultas de atención primaria y hasta el 50% de las consultas de gastroenterología pediátrica tienen su origen en transtornos digestivos. En los primeros años de vida, los niños sufren con frecuencia este tipo de dolencias y, en ocasiones, las diarreas y los vómitos pueden indicar un trastorno mayor. Unos episodios donde la Terapia Marina de Quinton ofrece una herramienta complementaria en la prevención y el tratamiento de los trastornos digestivos en niños y en recién nacidos.

La Terapia Marina de Quinton es, desde hace más de un siglo, un complemento eficaz en la medicina pediátrica. Desde su origen, René Quinton, su creador, aplicó con éxito la terapia marina en un público especialmente sensible: neonatos, niños y mujeres embarazadas. Un éxito contrastado posteriormente por el pediatra Jean Jarricot, que describió de manera rigurosa cientos de casos clínicos caracterizados por su gran variabilidad, enfrentándose a cuadros tan diversos como la atrepsia, la enteritis coleriforme, la tuberculosis, la dispepsia, el cólera infantil, los trastornos de la malabsorción y la malnutrición.

Desde su desarrollo a finales del siglo XIX hasta hoy la Terapia Marina de Quinton ha mantenido esta tradición pedriática y hoy la ciencia proporciona una explicación de los mecanismos fisiológicos y biológicos que se encuentran detrás de este éxito, en la que destacan la homeostasis y el equilibrio biológico.

Transtornos del sistema digestivo

En los trastornos del sistema digestivo de los niños, como la gastritis o inflamación de la mucosa gástrica, donde son frecuentes las diarreas y los vómitos y, por lo tanto, la deshidratación y la aparición de un desequilibrio electrolítico, la reposición hídrica y mineral es fundamentral para evitar las consecuencias derivadas de un desequilibrio electrolítico y la complicación del cuadro clínico. Un aporte mineral integral realizado de manera equilibrada y completa mejorará la absorción de nutrientes, permitirá controlar algunos efectos negativos de los cuadros patológicos y facilitará el inicio de la recuperación.

Por su contenido en minerales, Quinton Isotonic –Plasma de Quinton- es una herramienta terapéutica de gran utilidad en el manejo de los trastornos digestivos. Su riqueza en cloruro contribuye a una digestión normal mediante la producción de ácido clorhídrico en el estómago resolviendo episodios de hipocloremia, un síntoma típico en las gastritis.

Efecto inmunomodulador

Por otra parte, se ha demostrado el potencial efecto inmunomodulador del Quinton Isotonic en estudios in vitro y ex vivo llevados a cabo por el equipo del Departamento de Biotecnología de la Universidad de Alicante dirigido por el doctor José Miguel Sempere. La modulación del sistema inmunitario podría ser una de las claves del éxito de la terapia marina en las diversas patologías que afectan a la población pediátrica. En la enfermedad intestinal inflamatoria, el sistema inmunitario puede sufrir irregularidades, por lo que su modulación podría ser otro mecanismo de acción del Quinton Isotonic en la patología del tubo digestivo.

En los primeros años de vida, los niños sufren con frecuencia trastornos digestivos de diferentes tipos. Diarreas y vómitos son síntomas frecuentes que pueden indicar la presencia de un trastorno mayor, de manera que debe ser identificado por un especialista sanitario. Al constituir un complemento alimenticio de origen natural en forma de fluido, cuyas características físico-químicas son muy similares a las del líquido extracelular, representa una herramienta complementaria interesante a la hora de manejar la prevención y el tratamiento de los trastornos digestivos en niños y en recién nacidos.

Salud 21

Salud 21

Deje un comentario: